Entendimiento De La Nueva Energía-Dr. Michael Brandt

Entendimiento De La Nueva Energía

Del Dr. Michael Brandt

Edición Especial: El Significado Numerológico-Físico

del Salto Cuántico... y Más Allá

Publicado originalmente el viernes, 21 de septiembre, 2007,

Última revisión: 23 de septiembre, 2007

Traducción: Anita Manasse - estrellam@sion.com


Queridos Amigos,

Acabo de regresar de la celebración del Salto Cuántico en Taos en donde se me brindó el notable honor de ser el último orador del festival de tres días, siendo llevado al “discurso” final por mi ilustre colega, el Profesor Saint Germain.

En este artículo voy a relatar algunas de mis experiencias personales como así también la descripción de los mayores conceptos discutidos en mi charla del miércoles, 19 de septiembre, y adicionalmente suministraré importantes introspecciones adicionales, que fue imposible incluir ahí, debido a las restricciones del tiempo y la naturaleza de la elevada energía que como un malabarista, y estuve manejando en el momento de mi charla (francamente yo estaba en un estado alterado). Yo sé que algunos de ustedes no pudieron conectarse con la emisión televisiva durante ese tiempo, por consiguiente a este informe escrito inicialmente el viernes 21 de septiembre, justo antes del inicio de Yom Kippur , voy a agregar algunos detalles adicionales andando el tiempo – especialmente algunos recuerdos personales – dado que no puedo sacar todo esto en el día de hoy – mis disculpas anticipadas. El resto de este artículo de cierta forma será un paralelo de mi charla.

Gracias a todos ustedes por leer y gracias también a todos aquellos que estuvieron en condiciones de escuchar la emisión de mi charla. El punto principal que quiero mencionar aquí es que la profundidad de los eventos de los últimos días no es algo que las palabras puedan describir plenamente. Todos nosotros hemos pasado por una serie de profundos eventos esta semana pasada, y esencialmente aún estamos conmocionados. Yo no puedo predecir lo que sucederá en nuestro futuro – salvo quizá con respecto a una cosa. Yo creo que habrá un día en las semanas, meses o años siguientes cuando un día se levantarán de la cama y se dirán a si mismos “santo estiércol de vaca!!” (N.d.T. traducción literal de ‘holy cow dung’) porque el impacto de todo lo que hemos pasado durante esta última semana finalmente nos “golpeará” y nuestras bocas se abrirán en estupor.

PARA QUE LA CREACIÓN SE PRODUZCA – HAY QUE HACER ESPACIO PARA ELLA

Muchos de ustedes han leído y escucharon cuando yo comenté los eventos que rodeaban a la trascendencia de mi hermana Madeline, en diciembre del año pasado (ver Shoud 7, Introspecciones, enero). Después de haberse ido ella a la luz en la mañana del 26 de diciembre, yo me enfoqué en dos cosas: ser “espiritual” y ser fuerte para todos los demás, incluyendo a mis padres que habían perdido su hija más joven, y mi hermana “mayor” que había perdido su hermanita “pequeña”. El funeral tuvo lugar y todos los eventos relacionados con el mismo, y todo funcionó sin obstáculos. Pero para mí había algo que faltaba: Yo realmente no me acongojé por la pérdida. Oh, yo lloré un rato corto la noche después de que Madeline “se fue”, pero el “deber” llamaba y el “hermano grande” no podía defraudar a nadie – yo tenía que ser verdadero en mi “posición” espiritual y ser fuerte.

Unos tres meses más tarde, en algún momento en marzo creo, tarde una noche estuve leyendo un libro, cerca de las 2 a.m. de la madrugada. Este libro se llama “Antiguos Secretos: Utilizando las Historias de la Biblia para Mejorar nuestras Vidas Cotidianas” escrito por un estudioso de la Biblia y un genio del alma, Rabbi Levi Meier, Ph.D. Rabbi Meier también es un psicólogo clínico y Capellán en el Centro Médico Cedars-Sinai de Los Ángeles – es ahí donde los actores que viven en la zona de Hollywood tienden a ir si necesitan tratamiento médico.

Yo estaba leyendo un capítulo de este libro llamado “El Arte de Morir”. Describía los eventos relacionados con la muerte del patriarca Jacobo. A fines de su vida, reunió a sus hijos a su alrededor, bendijo a cada uno, les dio instrucciones finales de como vivir y luego exhaló su último suspiro cuando fue “recibido por su gente”, de acuerdo al Libro del Génesis. Pero hubo algo que Rabi Meier escribió a finales mismo del capítulo, que me afectó profundamente. Él escribió “Cuando pierden a alguien a quien aman, permítanse a si mismos a acongojarse. Cierren la puerta y dejen salir el llanto de su corazón. Lloren la muerte junto con otros. Usted necesita un tiempo libre, sin importar cuán elevado espiritualmente pueda ser”. Y con eso comencé a llorar, y llorar – las lágrimas convirtiéndose en fuertes sollozos. Estos fueron lo suficientemente fuertes como para despertar a mi hijo. Él me consoló y luego lo puse de nuevo en la cama y unas cuantas horas más tarde quedé dormido llorando.

Era esencial para mi el lamentarme por la pérdida de mi hermana, aunque bien sé que ella no se ha “ido” y que de hecho sigue conmigo y con mi familia. Pero el proceso de limpiar lo viejo y hacer espacio para que la nueva vida se “instale”, es sumamente importante hacerlo, aunque conocemos el hecho de que cada uno de nosotros es un maestro espiritual.

Más adelante les contaré sobre un viaje que un grupo de nosotros hicimos a la Fuentes de Agua Mineral Ojo Caliente, el domingo a la noche del 16 de septiembre, pero la razón por la cual comento la historia de que en forma demorada haya llorado la pérdida de mi hermana, fue debido a los eventos que me pasaron la mañana del miércoles 19/9, el día después del Salto Cuántico, el día en el que iba a hablar a un grupo de aproximadamente 650 personas en Taos esa tarde. Esa mañana me desperté con una energía bastante elevada y muy inestable. Siempre tengo una cierta lucha con este tipo de presentaciones – pero ¿qué es lo que se puede decir en una ocasión tan sin precedentes? Y contando con solamente 30 minutos para decirlo! Un marco de tiempo demasiado pequeño, o así lo pensé. Así que todo tipo de cosas estuvieron pasando a través mío.

Me forcé a desayunar y fui a sentarme afuera con mi computadora portátil para tratar de poner algún tipo de orden a mis pensamientos, para tratar de “concentrarme” frente a lo que tenía que hacer. Me senté en la zona del encantador patio del Sagebrush Inn, con un día soleado, realmente magnífico en el “país del encantamiento” – pajaritos cantando, las montañas cercanas gesticulando y parpadeando, con la brisa besando mi cara. Los “muchachos” – nuestro Consejo Carmesí - estuvieron entre risitas y codazos en las costillas como “hola, vení, sonreí, es tiempo de fiesta!” mientras que yo les decía “vayan muchachos, pongámonos serios por unos momentos, yo le tengo que hablar a todos”. Esto solamente hizo que se riesen más y trataban de hacerme más cosquillas. Pidan la “cooperación” de este grupo en un día como el de hoy y ¿qué es lo que se consigue? – una rutina de comedia de los Tres Comediantes! Cronometraje, cronometraje.

Así, cercano al pánico me puse en contacto con uno de mis maestros/colegas quién me suministró las tan necesarias energías de calma/reconfortantes, y luego la batería de mi computadora se agotó y así que tuve que despedirme. Volví a mi habitación, fui al baño y tuve una buena sesión de llanto, junto con quejidos, desde un profundo lugar dentro de mí. Después ciertamente me sentí mejor debido a la liberación de las energías acumuladas. Pero hubo algo mucho más significativo con respecto a ello que todo esto. Se trataba de decir “adiós” al “Tren de la Vieja Energía” que me llevaba por la vida antes del Salto Cuántico y de todas mis vidas pasadas hasta este punto. Cuando este Tren de la Vieja Energía arribó a la estación del Salto Cuántico por última vez para hacernos descender – esto en esencia era el “fin de la vía” de nuestras vidas tal como habían sido constituidas hasta ese punto, llevándonos hasta la medianoche del martes, 18 de septiembre.

Efectivamente, lo que experimentamos fue la “muerte de nosotros mismos” en ese momento – al bajar del Tren de la Vieja Energía y hacia la plataforma de la estación en preparación para subir al Expreso del Salto Cuántico y a nuestra vida en la Nueva Energía. Tal como lo que en mi caso me pasó con mi hermana, es importante que nosotros nos acongojemos ahora, porque hemos muerto a nosotros mismos y el proceso de la congoja es algo que libera – para hacer espacio para lo que ahora vendrá para nosotros en el omniverso después del Salto Cuántico.

Y así en mi charla, le mandé al grupo el asegurarse de que haya espacio suficiente para todas las nuevas y continuas creaciones que nos llegarán ahora. No es solamente que hayamos atravesado nuestro propio proceso de la muerte durante este período de celebración de tres días del Salto Cuántico en Taos, sino que esencialmente hemos resucitado Y luego vuelto a nacer como un humano transformado y más evolucionado.

Fíjense cómo Yeshua preparó el escenario para nosotros hace 2000 años atrás, al ser el primero en nuestra familia de hacer esto, y también en el lapso de tres días! Ahora todos lo hemos hecho, juntos como Uno esta vez. Mis amigos, esto puede hacer que la cabeza le dé vueltas a cada uno, por así decirlo, y yo pienso que ese ha sido el caso para todos nosotros. Así que estén seguros de hacer su limpieza – de que han atravesado su congoja, y de que siempre hay un lugar – un lugar de seguridad – para todas las nuevas creaciones que ahora estaremos experimentando y compartiendo en la vida posterior al Salto Cuántico.

COMPRENDIENDO ESTOS TIEMPOS Y LOS QUE NOS LLEVAN AL SALTO CUÁNTICO EL 18/9

Yo me he dado cuenta hace algunos meses atrás que el Salto Cuántico se producía justo en el medio del período de los diez días anuales del calendario Hebreo, conocidos como los días Yamin Nora’im – los Días de Sobrecogimiento. El mes que antecede a este período de diez días es una preparación para esos Días, llamado Elul en Hebreo. Esta palabra es una sigla para Ani I’dodi v’dodi li, queriendo decir “Yo soy mis amados y mis amados son míos”. Estas palabras son pronunciadas en el transcurso de cada ceremonia de casamiento judía que ha tenido lugar literalmente durante miles de años. Pero no se trata solamente del entrelazado de la novia y del novio. Se trata de la historia de amor más grande de todas – la reunión de la Divina Femenina (la Madre de la Creación) y del Divino Masculino (nuestro Padre Celestial) – la Novia y el Novio Divinos. El día en el que ya no estén en exilio el uno del otro y estén unidos nuevamente como Uno, su consumación resulta en una humanidad renacida! ¿No es esto la culminación de lo que sucedió el 18 de septiembre? Voy a dejarles a todos ustedes esto para que lo consideren.

Desde la Kabala sabemos que cuando la Divina Femenina y el Masculino se unen como Uno, el así llamado olam habah – El Mundo a Venir – el mundo de la era mesiánica, habrá llegado!

Acá está lo que dije acerca de los consiguientes Diez Días de Sobrecogimiento el mes pasado en Introspecciones....

He mencionado anteriormente que la fecha del Salto Cuántico, el 18/9/07, se produce entre el período de los diez días anuales que comienza con los Días Sagrados Judíos más Importantes de Rosh Hashanah (literalmente la cabeza del nuevo año) y termina con Yom Kippur (que representa el Día del Perdón). Todo esto tiene un significado abundante. En primer lugar, estos diez días del año son considerados como los más sagrados del calendario Hebreo y también son muy especiales desde el punto de vista Kabalístico. Se los menciona como los “Días de Sobrecogimiento”. En resumidas cuentas, son días, ingeniosamente diseñados por nuestros antiguos maestros de sabiduría, para regresarnos “de regreso al futuro”. Rosh Haschanah ciertamente es reconocido como el día del nacimiento de la creación misma. Y como un cumpleaños, es una celebración de remembranza - ¿de qué? De nuestro estado original y más verdadero de existencia siendo plenamente integrados con el Espíritu. Este año nuevo será el número 5768 del actual ciclo de 6000 años. Muchos libros han sido escritos acerca de la astrología kabalística, así que no podemos entrar en detalle en esto en este momento. Pero es interesante que sumando los dígitos de 5768 se obtiene la suma de 26 que es la numerología hebrea del nombre sagrado de 4 letras, el Tetragrammaton del que hemos hablado tanto aquí (y a pesar de que este nombre no se pronuncia por tradición)

Este número también señala hacia atrás AL MISMO comiendo del espacio tiempo, dado que es simbólico de la primera letra Hebrea – aleph. ¿Por qué? Porque el aleph, cuya numerología hebrea es 1, también resulta que está compuesto de la letra diagonal vav (yendo en la misma dirección como una barra inversa y dos yuds, uno por encima y a la derecha del vav, y uno debajo y a la izquierda del mismo. El vav es la 6ª letra del alfabeto Hebreo y el yud es la 10ª, así que 6 + 10 + 10 = 26. Es como si el Espíritu (tal como se indica en el Tetragrammaton) está manifestando “YO SOY el comienzo de Todo Lo Que Es” – siendo el aleph representativo de justamente eso. Así que este nuevo año que se inicia no es solamente la celebración del cumpleaños de la creación, también es una señal en el camino señalando directamente hacia el Espíritu – la esencial propia identidad de la humanidad y nuestro “hogar” más verdadero”!

El Salto cuántico no se produce en el cuarto o quinto día del período de diez días. Se produce en el sexto día. Actualmente nosotros comprendemos que no hay accidentes en la creación. Así que si el Salto Cuántico se produce en el sexto día, eso tiene que tener significado. En el sexto día y el día final de la creación antes de que Dios descansase en el séptimo, se nos ha dicho que las criaturas de la tierra, incluyendo los seres humanos, fueron creadas. Es así que en el Salto Cuántico, el 18 de septiembre del 2007, la humanidad celebra su propio cumpleaños! Por consiguiente la celebración del cumpleaños de este año en particular es especial, debido al Salto Cuántico y simbólicamente es representativo de un proceso de renacimiento, dado que una nueva era de conciencia ahora surge a la existencia.

Además, este período de los diez días más sagrados no solamente señala el comienzo de nuestra existencia de espacio tiempo, sino que también en la Kabalá es conocido por ser el símbolo del Árbol de la Vida con su diez sefirot, que nuevamente es un anteproyecto de toda la Vida. Este período anual fue diseñado para ser uno de reflexiones personales, culminando con el día más sagrado y más solemne del año, Yom Kippur (este año comenzando el viernes 21/9 a la noche). Yom Kippur es una oportunidad para reflexionar plenamente en cuanto a nuestro curso de vida – lo que hemos logrado o no, todos nuestros comportamientos y nuestras acciones en esta encarnación – y una oportunidad para trazar una corrección del curso en el mapa. Pero más aún, Yom Kippur nos brinda la oportunidad de ejecutar el acto de (en Hebreo) t’shuvah – de darnos vuelta nosotros mismos y luego de “regresar” a nuestro verdadero hogar en, como y del Espíritu. Es otra oportunidad para vernos a nosotros mismos en la Luz Verdadera Única con la esperanza, de nunca echarnos para atrás de esa “posición” pregonada, una vez que hayamos decidido regresar. El Día del Perdón (N.d.T. Atonement en inglés) es verdaderamente el Día de Expiación (en inglés At-One-ment se podría traducir como en Un Momento).

Rosh Hashanah tuvo lugar el martes 13/9. Todos sabemos acerca del significado en la Kabalá del número 13 – es la numerología hebrea de las palabras echad – significando Uno, y de ahavah – significando amor. Así que ESTE Rosh Hashanah en particular fue el día de “Amor es Uno”! También noten que el 13 es una energía de 4. Tobías nuevamente recalcó en su primer Shoud de la celebración del Salto Cuántico la importancia del 4 como un número de la Nueva Energía y David repicó las campanas 22 veces para marcar la ocasión de la celebración. También sírvanse notar que 13/9/2007 es igual a 31 – a la inversa de 13 y por supuesto también una energía del 4. También noten el “extraño” hecho de la bola de fuego verde vista en los cielos de Taos en ese día. ¿Un accidente? Yo pienso que no. Yom Kippur es mañana, 22/9. Todos nosotros sabemos acerca del 22! Sumen 22-9-2007 y ¿qué es lo que obtenemos? 40 – también una energía del 4!

Todos nosotros estamos enterados acerca del significado de los números en la fecha del Salto Cuántico o sea 18-9-2007. Hacen un total de 36 lo que es un doble chai – 18, una doble porción simbólica de la vida misma. 9, 18, 27, y 36 se hallan todos en esta fecha también y cada uno, una energía de compleción, es significativo por derecho propio. 27 es el número total de frecuencias medulares de la creación misma, dado que estos son los números totales de las letras Hebreas, de hecho 27 representa todo el omniverso desde el comienzo al “fin” (por supuesto no hay fin). Del 18 y 36 he hablado ampliamente en artículos de Introspección previos (por favor vean más atrás).

¿Qué hay acerca del miércoles 19-9-2007 – el día final de la celebración del Salto Cuántico en Taos? Hace un total de 37 lo que representa una energía del 10 – lo que a su vez es una energía del Uno – Unidad! Si el dieciocho fue el aniversario del sexto día de la creación, entonces el 19 fue el aniversario del séptimo día y todos nosotros sabemos qué es lo que sucedió en ese día. Fue realmente el primer Sabbath, Shabbat – el día de descanso. En la Kabalá se entiende que cuando llega la era mesiánica – y por consiguiente hemos transitado hacia el olam habah – el Mundo a Venir, de que habrá un perpétuo Sabbath, no solamente en el séptimo día de cada semana, sino en dada día de ahí en adelante. El diecinueve fue el aniversario de ese primer Shabbat y si el Salto Cuántico fue el cumpleaños de la humanidad hacia un mundo totalmente nuevo – El Mundo a Venir, entonces qué día fue el último miércoles, tan importante como el Salto Cuántico mismo – y un honor inimaginable entonces para mi, el introducir el mensaje final de Saint Germain en la celebración del Salto Cuántico.

COMPRENDIENDO EL NACIMIENTO DE YOHAM.... Y QUIÉN ESO ES

Finalmente llego al Yoham. Tobías nos explicó que Metatrón ha sido nuestro “conductor” durante todo el tiempo, acompañándonos en nuestro largo viaje en el tren de la vieja energía. Ciertamente Metatrón ha sido como el pegamiento que ha mantenido unido a nuestra familia. Ha sido nuestro sustentador y voz y Tobías manifestó que Metatrón se iba a transformar en Yoham con el Salto Cuántico. El lunes a la noche hice algunas investigaciones con respecto a este nombre. No pude encontrar referencia al respecto en ninguna parte (posiblemente haya sido utilizado como un nombre bíblico). Pero fui capaz de reunir la etiología de la raíz. La misma deriva del Hebreo y el pronunciado es yud, vav, heh, memsofit (N.d.T. no dispongo de letras hebreas). Este es un nombre de 4 letras (ahí está nuevamente esa energía del 4) similar al innombrable Tetragrammaton, yud, hey, vav, heh (también un nombre de 4 letras).

Noten que las tres primeras letras de Yoham en hebreo concuerdan con las 3 letras únicas del Nombre sagrado de 4 letras – el yud, vav y hey. De esto podemos ver con facilidad que el nombre de Yoham incorpora al Espíritu dentro suyo. Al mismo tiempo Yoham es un nombre de 2 letras por 2 letras (2 + 2 = 4). La parte de Yo – yud y vav significan Dios o Espíritu. La parte de Ham – el hey y mem son reminiscente del nombre Hebreo de Avraham – tal como el del patriarca Abraham. Avra-ham significa “padre de una nación poderosa” o multitud. Por consiguiente Yo-ham significa “Espíritu de una multitud” o si juegan con ello un poco Humanidad Divina!

De tal manera Yoham es un nombre que describe el proceso mismo del Salto Cuántico porque el Salto Cuántico es un “paso hacia arriba” en la evolución humana – uno en el que nos convertimos plenamente en los humanos divinos en la tierra. Equiparable a lo que Neil Armstrong dijo cuando saltó sobre la superficie lunar, allá en 1969 – “ese es un pequeño paso para los humanos, un salto gigante para la humanidad!” Entonces Yoham es esencialmente una nueva especie de humanidad. Ya no el homo sapiens, sino que somos la “Divi-humanidad” en la tierra. Aquellos que abordaron al Expreso del Salto Cuántico hicieron esta transición evolutiva en primer lugar. Muchos otros están esperando el “momento” para actuar así. Nosotros como los maestros de la Nueva Energía estamos aquí para ayudarles a ellos también.

Mis felicitaciones a todos ustedes que han renacido nuevamente aquí mismo y justo ahora! El sábado al atardecer, el final de Yom Kippur, lo que comenzó hace una semana atrás ayer el jueves, 13/9 será completado – el “negocio será sellado”. Por favor asegúrense de que todas las partes del “Yo” – Ustedes, Yoham – están plenamente en el Expreso del Salto Cuántico cuando sus puertas se cierren detrás de ustedes entonces. Y así es!

Hasta la próxima entonces,

YO SOY con ustedes siempre – “all-ways” (también se puede decir todo el tiempo)





Michael E. Brandt es un profesor médico permanente y un ingeniero científico de investigaciones, trabajando en una de las más grandes universidades científicas en el Centro Médico de Houston Texas. Él tiene títulos en física (BS) e ingeniería biomédica (MS y PhD). Él ha ejecutado investigaciones del cerebro-mente humanos, del corazón y del sistema inmunológico por más de 24 años. Pero su trabajo “real” se halla en la enseñanza de como la ciencia y el Espíritu se relacionan el uno con el otro. Él aplica esta información en su asesoramiento y en la práctica de sanación Kabalística.



Para mayor información por favor ir a la página web del Dr. Brandt www.DivineHealingPrayers.com

Para contactarse directamente con el Dr. Brandt con comentarios acerca de este artículo u otra cosa, por favor hagan click aquí.

Para acceder a otros artículos de esta serie conectarse con el archivo al cliquear aquí.

Para escuchar o leer la canalización original que acompaña esta canalización correspondiente a este artículo por favor ir a la página del Crimson Circle website.


Se puede distribuir este texto en forma no comercial, gratuita. Por favor incluyan la información en su totalidad, incluyendo estos mensajes al pie. Todos los otros usos tienen que ser aprobados por escrito por el Dr. Michael E. Brandt



© Copyright 2007 Dr. Michael E. Brandt, Houston, TX, el cual es el único responsable de los contenidos aquí expuestos.