EN LA INFINIDAD –4 de junio 30 del 2006


EN LA INFINIDAD –4 de junio 30 del 2006

Heavenletters™ Nº 2038: Acercando la Tierra más al Cielo



Traducción: María-luz Martín

lzmartin@hotmail.com

Edición: Anita Manasse

estrellam@sion.com



El CIELO está aquí para alcanzar a cada alma en la Tierra con el propósito de despertar:

* Nuestra conexión con Dios*

* Nuestra confianza en nosotros mismos *

* Nuestro conocimiento de ser merecedores por igual ante los ojos de Dios.*

* Paz en la Tierra*

Dios siempre nos está acercando a Él.



DIOS Dijo:

En este momento de la Infinidad, ustedes están en Mi Presencia. Ya que están siempre en Mi Presencia, están siempre en la Infinidad. No existe ninguna otra cosa en la que puedan estar, amados. Cuando ustedes no son aún conocedores de quienes son, ni de lo que son, sus vidas parecen pulular como lo hacen las abejas. En verdad, sus vidas son un centro en un núcleo central de ellas mismas donde reina la paz. Una colmena puede ser un lugar silencioso; un centro de actividad puede estar calmado.

En la leche, la nata se encuentra arriba. En la vida, la nata está también en el fondo. La vida puede ser vista como enriquecida por donde quiera que se tome. Existe solamente la riqueza de la vida. La Infinidad es rica; lo contiene todo, y nada. Se mueve, y permanece estable; y así son ustedes en sus vidas, se mueven y permanecen quietos dentro de su movimiento. Si no tuviesen tranquilidad, no se podrían mover.

Ustedes están conectados a Mi corazón, sin embargo, todavía van más allá. Ustedes están en Mi corazón; esa es la autentica profundidad en la que ustedes se encuentran. Mi corazón es donde mora la Infinidad. La Infinidad no contiene dimensiones; sin embargo, nada alcanza más profundidad. La Infinidad carece de dimensiones, eso es lo que le hace ser Infinidad. No llega de ninguna parte, y tampoco se va; es simplemente, Infinidad.

¿Puede la Infinidad constar de partes?; Si pudiese, ustedes serían una parte de la Infinidad. Pero la Infinidad no puede ser dividida. Por consiguiente, ustedes son Eterna Infinidad. Ustedes dan saltos de alegría en Mi corazón.

Todos los anhelos que ustedes tienen representan la conciencia de todo lo que son y de todo lo que tienen. Ustedes lo tienen todo y no poseen nada; y sin embargo, no se pierden nada. La Infinidad es como Yo, sin atributos; y sin embargo, se le atribuye la noción de tiempo.

En la Ilusión, la Infinidad tiene divisiones. La Ilusión deshace la Unicidad de la Infinidad, y la partiría en pedazos; mientras por el contrario, ella consiste verdaderamente en Completitud.

Todo lo que es Ilusión representa vanidad. Qué puede justificar ser vanidoso cuando existe una Común-Unión? El mundo entero es una Ilusión. Entonces, hagan que sea una ilusión de belleza y amor, porque eso es con lo que la ilusión tiene que trabajar; y sin embargo, el mundo lía a la belleza y al amor en polvo, y da un falso testimonio de si mismo. Se puede hacer que la santidad parezca profana solamente bajo el cariz de la ilusión. La verdad no puede desviarse. Ni siquiera un pelo de vuestras cabezas puede ser tocado. La ilusión va mas allá de lo conocido; la ilusión supone. La Plenitud del Todo; simplemente, es.

Quizás se vayan manteniendo a flote en la vida; sin embargo, existe agua bajo ustedes en la que pueden adentrarse. Ustedes se mueven en un mundo de fantasía. La fantasía es fantástica; hasta la fantasía termina siendo Verdad. Enrollada alrededor del dedo meñique de la fantasía, la Verdad, a pesar de todo, es.

No existen los adversarios. La verdad no se opone a la fantasía. La fantasía se imagina a si misma opuesta a la Verdad. Y así el mundo de la fantasía se bate en duelo con la Verdad. La fantasía corre de un lado a otro, representa un show maravilloso, hace un baile sofisticado con los pies. La Verdad permanece callada mientras que la fantasía se corta en retazos. La Verdad no puede desmontarse; solo la fantasía puede hacerlo.

Y por eso en la Tierra, ustedes se encuentran enredados en una fantasía tremenda que se les antoja como Verdad. El mundo es un santuario para la fantasía, amados. Aunque, no vayan a pensar que es una pérdida de tiempo; ya que el tiempo no existe, y no puede ser gastado. La infinidad existe, y tiene que ver con atemporalidad, más que con tiempo imaginado.

La Infinidad es la olla de oro, y el mundo es el arco-iris que lleva a ella. Amados, no existe nada que les pueda llevar a ninguna otra parte.

Ustedes se encuentran seguros en Mi corazón. Solo por un rato, ustedes tienen un sueno del cual pronto serán despertados; ya que un sueno es tan solo un sueno, algo inventado, mientras que la Verdad resplandece en la plena luz del sol.



Derechos de autor © 1999-2006 Heavenletters™

Heavenletters™ -- Ayudando a los Seres Humanos a Acercarse a Dios y a Sus Propios Corazones.

Gloria Wendroff, Supervisora

Email angels@heavenletters.org